Consoly León Arias 

La Virgen de los Dolores y el Cristo de la Humildad son su pasión.

Entrevistar a Javier Cabrero Salcedo, es reencontrarme con un buen amigo, apasionado de la Semana Santa, y de cuanto la rodea. Implicado en hacer de nuestras tradiciones más enraizadas, el pilar de su vida es la fe. Compartir unos minutos con este historiador del arte, es todo un derroche de ilusiones por vivir, y de Semanas Santas por sentir.       

¿Cómo surge la idea de realizar un oratorio para el Cristo de la Humildad? Y ¿A qué finalidad responde?.

La idea nace en el seno de la Junta de Gobierno de la Hermandad, una vez que somos conscientes de la importancia que tiene el hecho, de que a la imagen del Stmo. Cristo de la Humildad, se le pudiese rendir un culto permanente, de un modo sencillo y cercano, en un guardapasos, convertido en un punto de encuentro para los fieles manzanareños.

¿Cuándo y por qué decide la Hermandad adquirir esta imagen? .Cuéntanos brevemente la historia de esta talla y de vuestra hermandad.

Por tradición, nuestra Hermandad, es eminentemente mariana, pues han sido muchísimos los años en los que sólo se veneraba a la Stma. Virgen de los Dolores. Con el paso de los años, y la evolución propia de la Hermandad, se adquiere en 2007, y en la capital de España, la talla del Cristo de la Humildad, siendo bendecida en octubre de ese mismo año.           
De esta hermosa talla, descuella su bellísima cruz, obra de nuestro Hermano Mayor Honorario D. Ricardo López. También, hay que señalar que la Imagen se presentó al pueblo de Manzanares, en el Via Crucis Nocturno de Penitencia del año 2008, organizado por la Asociación de Cofradías.  
Por otra parte, la Hermandad, tal y como la conocemos, parte de los años de posguerra, si bien es cierto que la devoción a la Stma. Virgen de los Dolores, en Manzanares, se remonta varios siglos atrás, destacando cómo en sus orígenes, la Hermandad estaba dividida en dos ramas, la de caballeros (destinados al ámbito más procesional, y la de señoras, involucradas en el culto a la Santísima Virgen, algo que posteriormente desembocaría en la actual configuración de esta hermandad, en la que se mantiene su denominación primigenia, como: Hermandad de la Santísima Virgen de los Dolores.

¿A qué necesidades responde la adquisición del guardapasos de la Calle Trabajo?

La adquisición del guardapasos, fue un proyecto dilatado en el tiempo, a tenor de las necesidades que la Hermandad tenía hace años, para conservar su Patrimonio, teniendo en cuenta que ya se poseía el actual paso de palio y el manto procesional de la Stma. Virgen, como referente irrefutable de nuestra Semana Santa, y al mismo tiempo, se pretendía un enclave cercano a las calles por las que la Hermandad realiza su recorrido el Jueves Santo, con el fin de partir y regresar a este punto, terminada la procesión.
Finalmente, el proyecto se materializó, tras ser bendecido en el año 2005.

¿A qué otras nuevas adquisiciones/inauguraciones ha hecho frente la hermandad recientemente?

Este año, uno de los grandes estrenos, que ya es una realidad, es el oratorio del Stmo. Cristo y todo lo que conlleva. Tenemos la fortuna de haber sido objeto de varias donaciones, que incluyen las imágenes del Niño Jesus de Pasión y del Sagrado Corazón, ambos, con una antigüedad superior al siglo, que también se encuentran en el oratorio.
 La fachada del Guardapasos, se ennobleció con un nuevo mosaico de la Santísima Virgen de los Dolores, flanqueando el nuevo ventanal, así como la iluminación general de la fachada en la que también puede leerse una oración.   
Otra adquisición, es el nuevo paso de traslado de la Stma. Virgen, que regresó a las calles de Manzanares, el Viernes de Dolores, con canasto tallado en madera policromada en pan de plata, estrenando también 7 berlinas de orfebrería que, además de dar luz al conjunto, (se completará con 12 candelabros de orfebrería en alusión a los doce apóstoles), representarán los 7 dolores de la Stma. Virgen, así como varios enseres que fueron restaurados para el citado Viernes de Dolores, y que han  vuelto a formar parte del patrimonio en uso (algunas piezas estaban en desuso más de medio siglo) y que han devuelto a la Virgen, aquella estampa añeja que recorría el centro de Manzanares.

¿Qué proyectos tenéis previstos a corto o largo plazo en el seno de vuestra cofradía?

Este año, la hermandad ha ofrecido la novedad, una vez finalizado el Triduo y besamanos,  de que la Santísima Virgen, fue trasladada, portada a hombros por las calles de Manzanares, consiguiendo una imagen irrepetible desde hacía 50 años, acompañada, por señoras ataviadas con la clásica mantilla española, rezando el Santo Rosario.

¿Cómo se vive la fe en la Hermandad de la Virgen de los Dolores y el Cristo de la Humildad? ¿Cuántos hermanos componen vuestra hermandad?, ¿cuántos suelen acompañar durante Semana Santa a vuestros sagrados titulares?

Pues de manera intensa, pero también de una forma distinta a lo habitual, si bien, nuestro momento cumbre, donde la fe se manifiesta de forma más notable, es durante nuestra estación penitencial, también existen esos momentos más íntimos en los que conoces de cerca a los hermanos, sus problemas, sus consejos.         
 Una Hermandad debe ser una gran familia, donde todo el mundo tiene cabida, pero sobre todo, donde la fe se extiende entre todos, y nos une.        
Actualmente, rondamos los 300 hermanos. En cuanto al acompañamiento durante la estación penitencial del Jueves Santo, podemos estar orgullosos de ser una de las Hermandades, rozando el 50% de hermanos en la calle, acompañando a Nuestra Titular, y vistiendo la túnica o la mantilla española.

¿Qué supone para ti ser el vestidor oficial de la Dolorosa de Manzanares?

En la actualidad soy vocal encargado de la conservación del Patrimonio de la Hermandad, así como el vestidor de la Titular, la Santísima Virgen de los Dolores, lo que para mí, es uno de los mayores privilegios que se me han concedido en ésta vida. Llevo realizando esta sublime labor, desde hace una década, con responsabilidad y orgullo.          
¿De qué modo animarías a los jóvenes a formar parte de las hermandades y cofradías manzanareñas?, ¿qué puede ofrecer una hermandad/cofradía a nuestra juventud?

Los animamos a formar parte de nuestra Hermandad, destacando el nutrido grupo de niños que procesionan junto al Señor cada Jueves Santo. Creemos firmemente que el futuro de la Hermandad, pasa precisamente por ellos, quienes algún día tomarán el relevo.  
En nuestra hermandad participan, construyendo la carroza del rey Baltasar o adecentando el guardapasos. Si entienden el amor hacia los titulares, y el trabajo que desarrolla una Hermandad por amor a ellos, conseguiremos que cuando sean mayores, mantengan el mismo sentimiento.

¿Qué papel juega la fe en tu vida?

La vida es un camino en búsqueda de fe permanente, de encontrarse con Dios, y en ello juega un papel importantísimo la Hermandad.

¿por qué decidiste formar parte de esta hermandad? ¿Qué te aporta?

Sinceramente, creo que por tradición familiar, si bien la imagen de la Stma. Virgen, siempre tuvo algo “atrayente” hacia mi desde que tengo memoria, siempre recordaré como mi madre, cuando era muy pequeño me decía al verla pasar por la calle: “esta es la virgen de tu abuelo”. Hablar sobre lo que me aporta, es complicado de expresar. Es un estilo de vida, y en ella, hay momentos de todo tipo en los pertenecer a la Hermandad, es una experiencia de vida y fe.

Un momento.

La llegada de la Virgen a su guardapasos la noche de Jueves Santo, mientras le es cantada la Salve.

Un lugar.

 La Plaza de la Constitución.

Una frase.

¡Adelante, Siempre Adelante!

Una imagen.

La Virgen de los Dolores.

Un referente.

Todos los que con su esfuerzo han engrandecido la Hermandad.

Un sueño.

Ver evolucionar la Hermandad.

Una canción.

Hallelujah

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *